Sabor

Los cuatro sabores que detecta el paladar son:

*DULCE: se percibe en la punta de la lengua en los primeros segundos de la cata. En los vinos secos lo aportan los alcoholes, y en los dulces, además de estos, el azúcar (glucosa, fructosa, arabinosa y xilosa).

*ÁCIDO: se percibe en los bordes y debajo de la lengua, en los labios y en los dientes. Lo aportan los ácidos del vino, como el tartárico, el láctico y el cítrico.

*SALADO: se percibe en dos carriles paralelos a lo largo de la lengua. Lo aportan las sales de los ácidos, como los carbonatos o los fosfatos.

*AMARGO: se percibe al final de la lengua, en la última fracción de la cata, cuando el vino desaparece de la boca, y lo aportan sustancias amargas como los polifenoles y algunos aminoácios.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Acepto la Política de privacidad * for Click to select the duration you give consent until.